Que tipos de Web Hosting hay

Lo primero, el web hosting o servicio de alojamiento web es aquel pago de espacio que necesitamos para poner una página web en Internet. Las páginas web o aplicaciones se componen de archivos y bases de datos necesarios para su funcionamiento, que son archivos que contienen códigos de programación y tienen un peso en bytes, kilobytes o megabytes incluso hasta en gigabytes, es por eso que pagamos por un servicio de hosting. También debemos tener en cuenta que los web hosting ofrecen el servicio de alojar cuentas de email, algunas cuentas administrativas info@elnombredetuempresa.com son configuradas por el administrador (en algunos casos Cpanel) del Web Hosting y estas ocupan un espacio en el servidor, en otros casos creamos una cuenta en Gmail y enlazamos la cuenta desde el servidor al servicio de mensajería de Google, te explico aquí un poco más de ese funcionamiento.

En la web hay muchos tipos de proveedores de web hosting, ya habrás escuchado algunos casos como Goddady o Hostgator, hay muchos, cada uno de ellos tiene una variedad de planes, algunos económicos y otros más costosos, estos dependen del tipo de proyecto que estés trabajando y la cantidad de tráfico el cual quieras lograr, entre algunos tipos de hosting hay:

Hosting compartido

Es útil para alojar pequeños y medianos sitios web que están empezando o ya tienen un tráfico moderado. En este tipo de hosting se distribuyen los recursos de ese servidor entre los diferentes aplicaciones o páginas web alojadas. Es como si se compartiera una casa entre varios inquilinos: cada uno tiene su espacio, pero deben compartir los espacios comunes como la cocina y el baño.

Virtual o VPS:

(Servidor Virtual Privado, por sus siglas en inglés) es una partición virtual dentro de un servidor físico que le asigna recursos exclusivos a cada partición. Éstas otorgan acceso raíz que permite instalar un sistema operativo y trabajar con alto grado de libertad. En este caso los sitios web comparten un mismo servidor pero a diferencia del anterior el servidor está dividido virtualmente en varios terrenos independientes. Es como si el VPS fuera un edificio en donde los inquilinos tienen sus apartamentos para hacer dentro de ellos lo que quieran pero es necesario compartir ciertos espacios, como la recepción o el lobby.

Dedicado:

en este caso puede disponer de un servidor entero para un solo proyecto. Es como tener una casa, en la que no necesitas compartir nada con tus vecinos. Se indica para un proyecto muy grande que tenga un alto tráfico, este tipo de servicio de web hosting puede llegar a ser muy costoso.

¿Qué debes considerar y tener claro antes de contratar un servicio Hosting?

Velocidad

Un sitio web debe ser rápido. Escoger un web hosting de calidad afecta en gran medida los resultados y posicionamiento web de tu sitio (SEO), pues el proveedor del hosting compartido es el que decide el hardware y el software que te ofrece y esto tiene gran impacto en la velocidad. Personalmente te recomiendo un web hosting compartido que tenga Litespeed o que el disco duro sea de estado solido SSD.

Nivel de disponibilidad

Evita a toda costa un servidor con continuas intermitencias e interrupciones en su servicio, si accedes a tu sitio web y obtienes un error 500 o carga lentamente, asegúrate de que el servidor este respondiendo, usualmente estos errores se relacionan al rendimiento del mismo.

Servicio de atención al usuario 24/7

Es de vital importancia que dispongas de un servicio de chat las 24 horas del día por los 7 días de la semana, o en su lugar un sistema de tickets para que respondan tus inquietudes.

Tienes alguna duda con tu web hosting y necesitas asesoría, no dudes en contactarme.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú
Plus Digital Web
Abrir chat
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?